El blog de Gustavo Mata

Estrategia: Las reglas del juego en los negocios

Etiqueta: EL MUNDO

¿UNANIMIDAD EN LA PRENSA?: ¡QUÉ RARO!

Me he impuesto la disciplina de que cada vez que leo una opinión de alguien sobre algo debo leer otra opinión diferente sobre el mismo tema. Así, este verano me he tragado «Franco, mi padre», de Jesús Palacio y Stanley G. Payne, sobre los recuedos de Carmen Franco, para purgarme de «Vida y tiempo de Manuel Azaña 1880-1940» de Santos Juliá. También he leido «Franco para antifranquistas de Pio Moa» para compensar la lectura de «La crispación en España» de Santiago Carrillo. Y así. Ya véis que estoy llevando al límite mi afán por ganar en ecuanimidad aunque eso me lleve a leer algún que otro bodrio.

Por eso mismo, tengo permanentemente abierta la versión digital de EL PAÍS y la de EL MUNDO. Suelo estar más de acuerdo con EL PAÍS, me parece más serio que EL MUNDO -ojo he dicho más serio, no serio-, pero no me parecen neutrales ninguno de los dos. Para estar realmente informado se debe tomar en cuenta qué se dice sobre un tema y quién lo dice. Si además se toman en cuenta varias opiniones se hace uno mejor con un criterio propio.

Por si acaso no estuviera ya todo claro os recomiendo la lectura de los editoriales que EL PAÍS, EL MUNDO, ABC y EL PERIÓDICO dedican al asunto Gürtel.

Don Tancredo era un cómico taurino que basaba su arte en estar metido en un barril o sobre él, muy quieto en el centro del ruedo, cuando el toro salía de los chiqueros. Lograba pasar desapercibido para el toro a base de estarse quieto, absolutamente quieto. A mí, últimamente, Rajoy me recuerda a Don Tancredo cada vez que sale en los medios.

Dicen que Franco -otro gallego de pro- tenía los asuntos que caían en su mesa en dos enormes montones: en el de la derecha ponía los asuntos que el tiempo arreglaría y en el de la izquierda los que no tenían solución.

¡Ay Mariano! Me encuentro contigo cada día en el rellano y, nunca sé si subes o bajas la escalera.

NOTAS PARA EL CONGRESO DEL PP

Está claro que entre 160.000 lectores de EL MUNDO, dispuestos a rellenar la encuesta, Esperanza Aguirre y Rato son preferibles a Rajoy y Gallardón respectivamente. Ahora ambos, Aguirre y Rato, se enfrentarán en la final virtual del periódico.

¡Vaya primarias! ¡Qué cosa tan burda! ¡Vaya patada a la ciencia demoscópica! ¡Qué manipulación tan grosera!

Se puede ser crítico, pero, sin tomar por imbéciles a los lectores. A mí me gustan las primarias y los congresos abiertos de los partidos con más de una candidatura. A mí no me gusta Rajoy, ni Gallardón, ni Aguirre y me parece mejor Rato, a años luz, que cualquiera de los otros mencionados. Por eso los critico. Todos deberíamos hacer lo propio. De eso se trata con los personajes públicos.

Pero la forma de crítica que exhibe esta iniciativa de «elecciones primarias» en EL MUNDO me produce incomodidad física por obscena.

¡Ay que ver lo que hay que hacer para vender periódicos! ¡Prefiero ser profesor que director de periódico!